El futuro de la educación en España

319

Hoy, más que nunca, queremos hablar de educación. Y en HoyPadres, nos gustaría hacerlo alejados de cualquier camino que se desvíe del verdadero motivo de esta, la formación de los niños, el deseo de sus familias porque tengan la mejor preparación académica y humana para su futura vida independiente.

Este artículo nace desde la lectura de un interesante estudio al respecto de ese pulso en las necesidades educativas del país, que nos ha parecido muy interesante, al tratar este de orientar una mirada objetiva hacia ese sentir de las familias.  Se trata de la primera edición del “Barómetro Schoenstatt Educación, humanización y futuro 2020”. Resultado de un estudio realizado por el Colegio Nuestra Señora de Schoenstatt en conjunto con el Instituto de Investigación Sondea.

“Barómetro Schoenstatt Educación, humanización y futuro 2020”.

Portada Barómetro Colegio Nuestra Señora de Schoenstatt

Créditos foto: Colegio Nuestra Señora de Schoenstatt

El informe recoge las opiniones de más de 2.000 padres españoles, sobre la educación actual en el país. Tocando temas como, “Qué colegios buscan las familias españolas” y “Cómo sería profesor perfecto”. Asimismo, expone un amplio porcentaje de similitud en las opiniones sobre “Cómo debería orientarse la educación española en los próximos años”.

La entrevista

La entrevista fue llevada a cabo durante 6 días, del 16/10/2020 al 21/10/2020, centrándose en la recopilación de información sobre 20 tópicos relevantes.  Los participantes fueron seleccionados de forma intencional y proporcional a las cuotas de la población española.

Las personas entrevistadas pertenecen a diferentes comunidades autónomas de toda España, de las cuales 50,15% eran hombres y 49,85% mujeres. Sus edades comprenden entre los 25 años y los 60 años, pertenecientes a las clases sociales baja (20,86%), media (51,90%) y alta (27,25%). La mayoría de estos padres cuentan con una formación académica superior (53,14%), seguidos por aquellos con formación media (40,57%) y un (6,29%) con formación básica.

Los hijos de los encuestados, tienen edades comprendidas entre los 3 años y los 18 años. En consecuencia, el estudio abarca la Educación Primaria (EP), la Educación Secundaria Obligatoria (ESO), el Bachillerato y Formación Profesional (FP).

Perspectiva actual de los padres españoles sobre la educación

Padres, estudiantes y colegio, el papel de cada uno

Créditos foto: Colegio Nuestra Señora de Schoenstatt

Según el Barómetro de Schoenstatt, existe un entendimiento generalizado en que estas tres figuras comparten responsabilidades en la educación. Sin embargo, el 70,21% piensa que el estudiante es el principal responsable de su educación. Estableciendo a los padres y al colegio, como los encargados de guiar y acompañar durante el proceso. En este marco, 47.41% está de acuerdo en que esta tarea es compartida en proporciones iguales, ya que ambas figuras conforman un equipo.

Por otro lado, un 42,61% de los padres expresaron tener deseo por desempeñar un papel más importante en la educación de sus hijos. Pero, por falta de tiempo no les es posible.

Otra figura que juega un papel importante en la educación de los niños, son los abuelos.  Un 47,90% de los entrevistados, los valoran por ayudar a transmitir y consolidar la identidad familiar a través de las generaciones.

Cuál debería ser la finalidad de la educación en los colegios

Alrededor del 60% de los padres españoles, perciben que los colegios están atravesando un proceso de deshumanización. Es decir, la mayoría piensa que solo se encargan de la transmisión de conocimientos teóricos, desconociendo otras partes del ser de los estudiantes.

Por lo tanto, un 59,93% ha priorizado la formación humana como la aptitud más importante a desarrollar durante la educación. Prevaleciendo sobre el bilingüismo (11,88%), el desarrollo de capacidades tecnológicas (12,03%) y el trabajo en equipo (16,17%).

Las preocupaciones de los padres en la educación de sus hijos

El factor que destacó con un 53,19%, fue el miedo a que los jóvenes no consigan desarrollar su potencial individual. Seguido, de las consecuencias de una formación deficiente en valores. Desencadenando, crecimiento de frustración, depresión y otros problemas de salud mental como consecuencia de la falta de madurez y entendimiento del entorno (65,52%).  Desarrollo de generaciones inmaduras e incapaces de gestionar la responsabilidad en edad adulta (65,27%). Que comienzan a evidenciarse mayores prácticas de bullying (59,73%). Finalmente, la falta de compañerismo y solidaridad entre los estudiantes (54,84%).

Otra situación latente que aqueja a los padres españoles, es la creciente aparición de trastornos en el aprendizaje y/o emocionales. Los cuales se presentan en diferentes edades y según el Barómetro Schoenstatt, la mayor causa es la desestructuración familiar (85.28%). Seguida del ritmo de vida acelerado de la sociedad actual (84,18%), la abundancia de información y entretenimiento (75,10%) y, el uso excesivo de tecnología (68,16%).

Impacto de la tecnología en la educación de niños y adolescentes

Para la mayoría de los entrevistados, al enfocar la tecnología como una herramienta educativa expresaron opiniones positivas. Encontrándose como una facilitadora en el aprendizaje (45,06%) y como la base sobre la que se estructura la educación en un futuro cercano (40,92%). Por lo tanto, es considerada un medio necesario en la formación de competencias realistas en los niños.

Por otro lado, el 8,38% definió la tecnología como una generadora de problemas de atención en niños. Porcentaje que aumenta en los padres de jóvenes cursando FP, alcanzando un 16,13%.

En cuanto al riesgo que podrían correr los niños usando la tecnología. Los padres españoles no están muy preocupados por ello, ya que este aspecto representó un 5,64%.

Lo que buscan las familias españolas en los colegios

En qué se basan los padres para escoger el colegio

Las razones para escoger un colegio pueden variar entre, los servicios, la cercanía al domicilio, el coste, las instalaciones, etc. No obstante, un 30,47% de los entrevistados dijo que el rasgo determinante es el modelo educativo. Al que el 81,39% considera como el factor que hará el mayor aporte en la educación de sus hijos.

El modelo educativo

Los padres en la actualidad buscan un modelo educativo orientado a la personalización, enfocado al desarrollo individual de cada estudiante. Lo cual es consistente con su mayor preocupación, que sus hijos no consigan ampliar su potencial individual.

En tal sentido, el 32,93% de los padres, esperan que el colegio provea herramientas que ayuden al niño a ser competente cuando alcance su edad adulta. Otro 32,44% desea un asesoramiento personalizado para el desarrollo de capacidades y despertar interno del niño. Seguidos de un 29,14% quienes esperan que los colegios impartan conocimiento académico acorde a cada etapa de su desarrollo. Mientras que un 5,49% quiere que ayuden en la superación de los cursos con solvencia.

Estos datos exponen que, la mayoría de los padres españoles buscan aprendizaje efectivo en lugar de superación de cursos.

Asignaturas que se consideran relevantes

Asignaturas como STEM (17,12%), normas sociales (15,62%), innovaciones tecnológicas (15,37%) y, detección y tratamiento de trastornos de aprendizaje (14,67%), resultaron de menor relevancia. Frente al diseño de sistemas capaces de adaptarse a las necesidades individuales de cada alumno, que obtuvo un 37,23%.

Como se puede observar, la marcada preferencia por una educación personalizada sigue haciéndose presente.

Cantidad de alumnos por curso

Según los datos suministrados en la entrevista, se evidenció un notable rechazo hacia los cursos con cinco o más líneas (3,44%). Las distribuciones de tres o cuatro líneas por clase, tienen una aceptación del 31,49%. Mientras que el ideal se ve representado en formaciones de alumnos en una o dos líneas (46,81%).

El claustro de profesores

Dentro de los factores que se consideran importantes para favorecer la educación de los niños, los profesores ocupan el tercer lugar con un 45,66%.

De ellos se espera, que incentiven el aprendizaje en los alumnos (76,95%), que se mantengan comprometidos con la motivación de los niños (72,60%). Al igual que es importante, que puedan identificar las necesidades particulares de cada integrante de la clase (72,60%).

En menor medida se encuentran metodología (57,49%), simpatía, cercanía y accesibilidad (48,70%), conocimientos teóricos (30,29%) y, liderazgo (24,55%).

El futuro de la educación en España

Conciliación en las familias 92,91%

Algunas de las preocupaciones de los padres, que se mencionaron anteriormente, podrían atenuarse con ayuda de las instituciones educativas. Especialmente, en la desestructuración familiar, situación en la que los colegios podrían facilitar la conciliación de las familias. Permitiendo que diferentes miembros de la familia puedan ejercer un papel positivo en la educación de los niños y adolescentes. Esto también sería una manera de evitar que los padres deleguen su rol en quien no corresponde.

Actualizaciones en la educación 92,71% e integrar la formación global de la persona 88,47%

La educación integral, no solo se centra en lo académico también se encuentran valores, normas y patrones de comportamiento. Los cuales intervienen para formar individuos capacitados para ser parte de la sociedad. Adultos preparados para adaptarse a los cambios con el potencial de construir mejores versiones de la sociedad.

En este marco, resulta importante que las metodologías, modelos educacionales e incluso legislaciones educativas, atraviesen actualizaciones. En las que se incluyan los valores, normas y patrones de comportamiento, que han ido ganando fuerza en los últimos años.

Diseño de leyes enfocadas en el aprendizaje de los alumnos y no a la ideología 92,12%

En líneas generales, se pueden identificar tres tipos de ideologías relacionadas con la educación, la liberal, la pluralista y la igualitarista. Cada una de estas presenta orientaciones muy bien definidas, en función a las cuales se han diseñado diferentes leyes educativas.

Los padres españoles opinan que esto debería cambiar y que debería priorizarse el aprendizaje de los estudiantes.

Atender  los niños con necesidad de educación especial 92,02%

Los niños con síndrome de Down, autismo, asperger, entre otras condiciones, necesitan estímulos y cuidados que difieren de los comunes. A pesar de que en los colegios públicos se adaptan los métodos de enseñanza y los currículums, aún hace falta un poco más de atención.

Valorar más el aprendizaje que las calificaciones 86,88%

Actualmente, se considera que la internalización del conocimiento debería ser uno de los objetivos principales de la educación. Los niños y adolescentes, deberían tener la oportunidad de desarrollar un pensamiento crítico y analítico. Por medio del cual, pueden ser capaces de alcanzar su máximo potencial, tanto en lo académico como en lo personal.

Conclusiones sobre el Barómetro Schoenstatt Educación

Para finalizar, según el aporte realizado por todos los participantes de la encuestas, se tiene lo siguiente:

La mayoría de los padres concuerdan en que la educación española debe actualizarse e intentar mantenerse al día con la sociedad cambiante.

Existe una marcada tendencia por querer desarrollar individuos integrales, a través de una atención más personalizada. En tal sentido, los colegios necesitan presentar modelos educativos que puedan proveer mayores niveles de atención a cada alumno por separado.

La formación humana necesita ir a la par de la formación académica. Los niños y adolescentes con carencia en valores, tienen mayor grado de vulnerabilidad ante problemas de salud mental. Tales como frustración y depresión, así como inmadurez o tendencia a infligir o sufrir bullying.

Los profesores son valorados por la forma en la que logran que sus estudiantes se entusiasmen y se comprometan con su propia educación. En lugar de los conocimientos que puedan tener.